Fichas Secundaria 

(5 años)

1er año

SECUNDARIA                                    1er año    FICHA  a


a.- PRESENCIA DE DIOS

     Cierro los ojos. Respiro profundamente. Busco hacer silencio con todo mi cuerpo. Imagino cómo estoy con Jesús, cómo él me mira, detenernos en experimentar su mirada, mirada misericordiosa, llena de ternura, llena de cariño.


b.- PETICIÓN

Preparar el momento de la petición como un momento orante. Desde pequeños pedimos reconocer cuánto recibimos de Dios, agradecer y también pedimos el saber discernir. Ahora que vamos creciendo y llamados a ser más responsables, vamos a pedir también la gracia de tomar buenas decisiones: que surjan de lo que pensamos, de lo que Dios nos hace sentir, que sean para el bien de todos, que ayude a construir el mundo que Jesús nos viene a proponer.

Las primeras veces el guía dice la petición por frases y los chicos repiten hasta que la aprendan. Luego se los invita a pedir personalmente, en silencio. Se puede poner un afiche en el aula con la petición para que todos lo vean, y así se puede leer la oración de petición.

Señor, Dame la gracia de ser agradecido, 

saber discernir 

y tomar buenas decisiones


1.- MEMORIA AGRADECIDA

Recordar discerniendo

     Vamos a recordar lo que hicimos hoy…, los espacios donde nos movimos, personas, situaciones, acciones, sentimientos, consolación, desolación… rebobinando los distintos momentos que viví.

   Y cuando voy recordando, como viendo la película de lo que viví, tomar conciencia de cómo Jesús estuvo presente, me estuvo acompañando -como amigo-…

 

     Mirando a Jesús que “crece” y se encamina a cumplir la misión del Padre, tratar de identificar mis actitudes de animarme a crecer, a ser más responsable, más servicial, a jugarme por lo que está bien, por vivir “con y para los demás”, a asumir el propio camino que me toca … y mis actitudes de infantilismo, capricho, comodidad, miedos a dar pasos, a crecer, a salir de mí mismo. 

Me puedo preguntar: ¿En qué me parecí a Jesús? …Frente a esto que viví ¿cómo hubiese actuado Jesús en mi lugar? ¿En qué sentí que me invita a parecerme un poco más a Él? 

Valorar 

     Al recordar cada cosa, “ponderar”: qué tiene de valioso eso que viví, qué sentido tiene para mí, para mi vida, qué cosas me gustaría agradecer. 

Agradecer 

Motivar este momento orante para dar gracias   

     En un momento de silencio, agradece con tus palabras a Jesús por lo valioso que viviste hoy.

2.- PEDIR PERDÓN

     Después de haber “ponderado” los regalos que Dios me hizo en esta oportunidad, seguramente pasan por mi corazón y cabeza momentos, gestos, palabras que no estuvieron bien. Palabras que hirieron a otros. Cosas que hicieron sentir mal o dañar a otras personas. Me dejé ganar por el Mal Espíritu, mí egoísmo o me dejé llevar por mis impulsos…

Recojo todos esos momentos también como una oportunidad para crecer personalmente y desde ese corazón agradecido por tanto amor pido la misericordia a ese Dios que me perdona siempre. Y le digo que me quiero parecer un poquito más a Él y crecer interiormente.

3.- TOMO UNA DECISIÓN

     Con todo lo vivido y ponderado ¿A qué me invita Jesús con todo esto? ¿Cómo desearía Jesús que viva de aquí en adelante? Se lo digo a Jesús en mi interior.

Se termina con un Padre Nuestro y la señal de la cruz.


SECUNDARIA                                1er año    FICHA  b


a.- PRESENCIA DE DIOS

Cierro los ojos. Respiro profundamente. Busco hacer silencio con todo mi cuerpo. Imagino cómo estoy con Jesús, cómo él me mira. Nos detenemos en experimentar su mirada, mirada misericordiosa, llena de ternura, llena de cariño.


b.- PETICIÓN

Preparar el momento de la petición como un momento orante. Una persona agradecida es una buena persona, es justa, porque reconoce al que lo ayudó. Como nos cuesta agradecer, vamos a pedirle a Jesús tener un corazón bien agradecido. También le pedimos tomar consciencia de lo que vivimos, es decir, saber discernir. Y también le pedimos que seamos capaces de tomar decisiones por nosotros mismos, no por lo que la masa hace, sino por lo que realmente sé y siento que está bien.

Se puede repetir la oración de petición, se puede leer de un afiche, o se puede proponer que cada uno la haga en silencio (cuando ya la aprendieron).

Señor, Dame la gracia de ser agradecido, 

saber discernir 

y tomar buenas decisiones


1.- MEMORIA AGRADECIDA

Recordar discerniendo

     Recordá lo que hiciste hoy…, los espacios donde te moviste, personas, situaciones, acciones, sentimientos, consolación, desolación… rebobinando los distintos momentos que viviste.

   Y cuando vas recordando, como viendo la película de lo que viviste, tomar conciencia de cómo Jesús estuvo presente, te estuvo acompañando -como amigo-…

 

Mirando a Jesús, que valora a cada persona por lo que es y no por lo que tiene o por sus apariencias, tratar de identificar tus actitudes donde valoraste a las personas por lo que son, y las veces que te dejaste llevar por las apariencias, el interés, el materialismo, el consumismo, el egoísmo, por criterios que dan más valor a las cosas que a las personas.

Pregúntate: ¿En qué te pareciste a Jesús? …Frente a esto que viviste ¿cómo hubiese actuado Jesús en tu lugar? ¿En qué sentiste que te invita a parecerte un poco más a Él? 

Valorar 

Al recordar cada cosa, “ponderar”: qué tiene de valioso eso que viviste, qué sentido tiene, para tu vida, qué cosas te gustaría agradecer. 

Agradecer 

      En un momento de silencio, agradece con tus palabras a Jesús por lo valioso que viviste hoy.

2.- PEDIR PERDÓN

Después de haber “ponderado” los regalos que Dios te hizo en esta oportunidad, seguramente pasan por tu corazón y cabeza momentos, gestos, palabras que no estuvieron bien. Palabras que hirieron a otros. Cosas que hicieron sentir mal o dañar a otras personas. Te dejaste ganar por el Mal Espíritu, el egoísmo o te dejaste llevar por tus impulsos…

Recoge todos esos momentos también como una oportunidad para crecer personalmente y desde ese corazón agradecido por tanto amor pedí la misericordia a ese Dios que perdona siempre. Y decile que querés parecerte un poquito más a Él y crecer interiormente.

3.- TOMO UNA DECISIÓN

     Con todo lo vivido y ponderado ¿A qué te invita Jesús con todo esto? ¿Cómo desearía Jesús que vivas de aquí en adelante? Decíselo a Jesús en tu interior.

Se termina con un Padre Nuestro y la señal de la cruz.



SECUNDARIA                                1er año   FICHA  c


a.- PRESENCIA DE DIOS

Cierro los ojos. Respiro profundamente. Busco hacer silencio con todo mi cuerpo. Imagino cómo estoy con Jesús, cómo Él me mira.


b.- PETICIÓN

Preparar el momento de la petición como un momento orante. Se puede motivar reflexionando entre todos por qué es bueno ser agradecido, vivir con consciencia y vivir tomando decisiones propias.

Las primeras veces el guía dice la petición por frases y los chicos repiten hasta que la aprendan. Luego se los invita a pedir personalmente, en silencio.

Señor, Dame la gracia de ser agradecido, 

saber discernir 

y tomar buenas decisiones


1.- MEMORIA AGRADECIDA

Recordar discerniendo

Vamos a recordar lo que hicimos hoy…, los lugares por donde me moví, desde que me levanté hasta este momento, registrando cada una de las personas, situaciones, acciones, sentimientos, consolación, desolación… rebobinando los distintos momentos que viví.

Y cuando voy recordando, -como viendo una película-, tomar conciencia de cómo Jesús estuvo presente, me estuvo acompañando -como amigo-…

 

Después de recorrer lo vivido hasta ese momento, y mirando a Jesús, que siempre se acerca como amigo de todos, trato de identificar mis actitudes de Buen Espíritu en las que fui abierto a los demás, generé encuentro, presté atención, donde valoré a cada persona por encima de las cosas, apariencias, etc., y mis actitudes de Mal Espíritu en que me encerré, que no registré a los demás, que fui indiferente, que me dejé llevar por el egoísmo, por cortarme solo, que fui mezquino con la amistad.

Me puedo preguntar: ¿En qué me parecí a Jesús? …Frente a esto que viví ¿cómo hubiese actuado Jesús en mi lugar? ¿En qué sentí que me invita a parecerme un poco más a Él? 

Valorar 

Al recordar cada cosa, “ponderar”: qué tiene de valioso eso que viví, qué sentido tiene para mí, para mi vida, qué cosas me gustaría agradecer. 

Agradecer 

      En un momento de silencio, agradece con tus palabras a Jesús por lo valioso que viviste hoy.

2.- PEDIR PERDÓN

Después de haber “ponderado” los regalos que Dios me hizo en esta oportunidad, seguramente pasan por mi corazón y cabeza cosas que no estuvieron bien: si herí o dañé a alguien, si me dejé ganar por el Mal Espíritu, mí egoísmo o me dejé llevar por mis impulsos…

Recojo todos esos momentos también como una oportunidad para crecer personalmente y pido una vez más la misericordia a ese Dios que me perdona siempre. Y le digo que me quiero parecer un poquito más a Él y crecer interiormente.

3.- TOMO UNA DECISIÓN

Con todo lo vivido y ponderado ¿A qué me invita Jesús con todo esto? ¿Cómo desearía Jesús que viva de aquí en adelante? Se lo digo a Jesús en mi interior.

Se termina con un Padre Nuestro y la señal de la cruz.

Bajar

2do año

SECUNDARIA                                    2do año    FICHA  a


a.- PRESENCIA DE DIOS

     Cierro los ojos. Respiro profundamente. Busco hacer silencio con todo mi cuerpo. Imagino cómo estoy con Jesús, cómo él me mira con misericordia, ternura, calidez, cariño. Quiere acompañarme para ver lo que viví.


b.- PETICIÓN

Preparar el momento de la petición como un momento orante. Motivar a pedir ser agradecido, saber discernir y tomar buenas decisiones.

Se puede leer la oración de petición si se pone en un cartel a la vista de todos, o se puede hacer repetir frase por frase.

Señor, Dame la gracia de ser agradecido, 

saber discernir 

y tomar buenas decisiones


1.- MEMORIA AGRADECIDA

Recordar discerniendo

     Vamos a recordar lo que hicimos hoy…, repasamos con la imaginación los lugares donde estuvimos, vemos las personas, situaciones, acciones, sentimientos, consolación, desolación… volviendo a revivir conscientemente lo que viví.

Y cuando voy recordando cómo Jesús estuvo presente, me estuvo acompañando -como amigo-…

 

     Mirando a Jesús en su actitud constante de servicio, identifica las actitudes de servicio que tuviste, a quiénes ayudaste, sostuviste, animaste, etc., e identifica las actitudes en que no colaboraste, por comodidad, indiferencia o miedo.

Se puede planificar incluir la siguiente pregunta a partir de algún momento del año:

Pregúntate ¿Qué modelos te motivaron hoy? ¿Por qué? ¿Qué tienen que ver esos modelos que te motivaron con Jesús? ¿Eso te llevó a amar más y a servir/ayudar a los demás?

Valorar 

     Al recordar cada cosa, “ponderar”: qué tiene de valioso eso que viviste, qué sentido tiene para tu vida. De qué cosas te gustaría agradecer. 

Agradecer 

Motivar este momento orante para dar gracias   

     En un momento de silencio, agradece con tus palabras a Jesús por lo valioso que viviste hoy.

2.- PEDIR PERDÓN

     Después de haber “ponderado” los regalos que Dios te hizo en esta oportunidad, seguramente pasan por tu corazón y cabeza momentos, gestos, palabras que no estuvieron bien. Palabras que hirieron a otros. Cosas que hicieron sentir mal o dañar a otras personas. Te dejaste ganar por el Mal Espíritu, el egoísmo o te dejaste llevar por tus impulsos…

Recoge todos esos momentos también como una oportunidad para crecer personalmente y desde ese corazón agradecido por tanto amor pedí la misericordia a ese Dios que perdona siempre. Y decile que querés parecerte un poquito más a Él y crecer interiormente.


3.- TOMO UNA DECISIÓN

     Con todo lo vivido y ponderado ¿A qué me invita Jesús con todo esto? ¿Cómo desearía Jesús que viva mañana? Se lo digo a Jesús en mi interior.

Se termina con un Padre Nuestro y la señal de la cruz.



SECUNDARIA                                    2do año /5   FICHA  b


a.- PRESENCIA DE DIOS

Cierro los ojos. Respiro profundamente. Busco hacer silencio con todo mi cuerpo. Imagino cómo estoy con Jesús, cómo él me mira, detenernos en experimentar su mirada, mirada misericordiosa, llena de ternura, llena de cariño.


b.- PETICIÓN

Preparar el momento de la petición como un momento orante. Motivar reflexionando por qué ser agradecido, por qué es bueno saber discernir aquellas cosas que son de Dios y aquellas que no son de Él y me hacen mal y hace mal a los demás, y por qué es valioso tomar buenas decisiones por sí mismo.

Se puede leer la oración de petición si se pone en un cartel a la vista de todos, o se puede hacer repetir frase por frase.

Señor, Dame la gracia de ser agradecido, 

saber discernir 

y tomar buenas decisiones


1.- MEMORIA AGRADECIDA

Recordar discerniendo

Vamos a recordar lo que hicimos hoy…, recorremos con la imaginación todos los lugares donde estuve desde que me levanté hasta ahora, las personas, situaciones, acciones, sentimientos, consolación, desolación… 

Y cuando voy recordando, tomar conciencia de cómo Jesús estuvo presente, me estuvo acompañando -como amigo-…

 

Mirando la actitud de Jesús de buscar la justicia, la construcción del Reino, la coherencia, la fraternidad, trato de identificar mis actitudes de sumarme en la construcción de ese Reino de Jesús, ser “instrumento de paz”, de buscar hacer bien a los demás, de tener una mirada especialmente sensible a los más débiles, pobres, necesitados, y por otro lado, mis actitudes de indiferencia, injusticias que cometí, discriminación o rechazo a los que necesitan, pobres, débiles.

Puedo preguntarme ¿Qué modelos me motivaron hoy? ¿Por qué? ¿Qué tienen que ver esos modelos que me motivaron con Jesús? ¿Eso me llevó a amar más y a servir/ayudar a los demás?

Valorar 

Al recordar cada cosa, “ponderar”: qué tiene de valioso eso que viví, qué sentido tiene para mí, para mi vida, qué cosas me gustaría agradecer. 

Agradecer 

      En un momento de silencio, agradece con tus palabras a Jesús por lo valioso que viviste hoy.

2.- PEDIR PERDÓN

Después de haber “ponderado” los regalos que Dios me hizo en esta oportunidad, seguramente pasan por mi corazón y cabeza momentos, gestos, palabras que no estuvieron bien. 

Recojo todos esos momentos también como una oportunidad para crecer personalmente y desde ese corazón agradecido por tanto amor, pido la misericordia a ese Dios que me perdona siempre. Y le digo que me quiero parecer un poquito más a Él y crecer interiormente.

3.- TOMO UNA DECISIÓN

Con todo lo vivido y ponderado ¿A qué me invita Jesús con todo esto? ¿Cómo desearía Jesús que viva de aquí en adelante? Se lo digo a Jesús en mi interior.

Se termina con un Padre Nuestro y la señal de la cruz.



SECUNDARIA                                    2do año  /5  FICHA  c


a.- Presencia de dios

Cierro los ojos. Respiro profundamente. Busco hacer silencio con todo mi cuerpo. Imagino cómo estoy con Jesús, cómo él me mira, detenernos en experimentar su mirada, mirada misericordiosa, llena de ternura, llena de cariño.


b.- Petición

Preparar el momento de la petición como un momento orante. Motivar reflexionando por qué ser agradecido, por qué es bueno  saber discernir aquellas cosas que son de Dios y aquellas que no son de Él y me hacen mal y hace mal a los demás, y por qué es valioso tomar buenas decisiones por sí mismo.

Se puede leer la oración de petición si se pone en un cartel a la vista de todos, o se puede hacer repetir frase por frase.

Señor, Dame la gracia de ser agradecido, 

saber discernir 

y tomar buenas decisiones


1.- MEMORIA AGRADECIDA

Recordar discerniendo

Vamos a recordar lo que hicimos hoy desde que nos levantamos hasta este momento…, en qué lugares estuve, con qué personas, qué hice y qué ocurrió alrededor, qué sentimientos me vinieron, consolación, desolación… en dónde sentí la presencia del Buen Espíritu y ¿hubo momentos en los que me dejé llevar por el Mal Espíritu?

Y cuando voy recordando, tomar conciencia de cómo Jesús estuvo presente, me estuvo acompañando -como amigo-…


Mirando el corazón inmenso de Jesús que tiene misericordia de todos los que yerran, -se equivocan, no les sale bien las cosas-, y apuesta lo mismo una y otra vez por cada uno de nosotros, identificar mis actitudes de misericordia conmigo mismo y con los demás… y por otro lado, trato de identificar mis actitudes duras conmigo mismo y con los demás donde me dejé llevar por el Mal Espíritu de condenar, de cerrar, de no dar oportunidades.


Puedo preguntarme ¿Qué modelos me motivaron hoy? ¿Por qué? ¿Qué tienen que ver esos modelos que me motivaron con Jesús? ¿Eso me llevó a amar más y a servir/ayudar a los demás?

Valorar 

Al recordar cada cosa, “ponderar”: qué tiene de valioso eso que viví, qué sentido tiene para mí, para mi vida, qué cosas me gustaría agradecer. 

Agradecer 

          En un momento de silencio, agradece con tus palabras a Jesús por lo valioso que viviste hoy.

2.- PEDIR PERDÓN

Tratá de ver qué cosas te hicieron mal a vos y a los demás que tenés responsabilidad… 

Recojo todos esos momentos también como una oportunidad para crecer personalmente y desde ese corazón agradecido por tanto amor, pido la misericordia a ese Dios que me perdona siempre. Y le digo que me quiero parecer un poquito más a Él y crecer interiormente. 

3.- TOMO UNA DECISIÓN

Con todo lo vivido y ponderado ¿A qué me invita Jesús con todo esto? ¿Cómo desearía Jesús que viva de aquí en adelante? Se lo digo a Jesús en mi interior.

Se termina con un Padre Nuestro y la señal de la cruz.

Bajar

3er año

SECUNDARIA                                            3er año    


a.- Presencia de Dios

Cierro los ojos. Respiro profundamente. Busco hacer silencio con todo mi cuerpo. Imagino cómo estoy con Jesús. Él me mira con mucho cariño.Hago la señal de la cruz.


b.- Petición

Antes del momento orante, rescatar el sentido de la petición

Señor, Dame la gracia de ser agradecido, 

saber discernir 

y tomar buenas decisiones


    1.     MEMORIA AGRADECIDA, ponderando cómo me ha visitado y el deseo de seguirlo.

Los invito a que puedan recordar lo que vivieron hoy, desde que se levantaron hasta ahora, como leyendo en el libro de tu vida lo que ocurrió. Te puede ayudar pensar primero en los lugares, después en las personas, después en los hechos: lo que hiciste y lo que ocurrió a tu lado. Tratando de discernir, de ponerle nombre a los sentimientos, 

Dónde encontré consolación, alegría, paz, confianza, perdón…

Dónde encontré desolación, tristeza, inquietud, intranquilidad, desconfianza, no sentirme querido/aceptado o rechazado…

Dónde sentí la presencia del Buen Espíritu del Mal Espíritu.

Considera cómo Jesús estuvo caminando con vos en todo momento (Cfr. discípulos de Emaús). 


Contemplando a Jesús que asume con mucha fortaleza y sabiduría los dolores, los límites (por ejemplo en la Pasión), trato de identificar si he tenido momentos difíciles que me tocaron pasar hoy, y cómo los he afrontado y cómo he reaccionado. Me pregunto: ¿qué habrá querido darme Dios a través de esas experiencias que viví hoy? ¿qué aprendo? ¿En qué actitudes del día Jesús me sentí parecido/a un poquito más a Él? ¿Qué me llevó a amar más y a servir/ayudar a los demás?


Doy gracias por lo vivido, por lo que Dios me quiso fortalecer, enseñar, orientar


    2.    PEDIR PERDÓN: “Dejarme abrazar por el amor de Dios”

Después de haber visto mi mundo interior, tal vez vienen a mi corazón y cabeza esos momentos, hechos, palabras que no estuvieron bien, malas reacciones, palabras que hirieron a otros, cosas que hice e hicieron sentir mal o dañé a otras personas. Las veces que me dejé ganar por mi egoísmo, por el consumismo exigiendo cosas que no necesito…

Desde ese corazón consciente ofrezco estas cosas y pido perdón.


3. TOMO UNA DECISIÓN “Señor, qué quieres de mí”

Vuelvo a agradecer y manifiesto a Dios el deseo de seguirlo.

¿A qué siento que me invita Dios desde lo que pude reconocer hoy?

¿Qué debe cambiar o transformarse en mi vida?

¿Quién deseo ser para los demás?


Puedo rezar el Tomad Señor y recibid

Señal de la cruz

Bajar

4to año

SECUNDARIA                                    4to año    /5    FICHA a


a.- Presencia de Dios 

Cierro los ojos. Respiro profundamente. Busco hacer silencio con todo mi cuerpo. Me presento a Jesús con todo lo que soy. Hago la señal de la cruz.


b.- Petición

Motivar este momento orante reflexionando con los chicos el sentido de la petición. Nos cuesta ser agradecidos, vivir con lucidez discerniendo, y nos cuesta tomar decisiones con consciencia, por eso le pedimos a Dios que nos ayude, que nos dé la gracia. 

Señor, Dame la gracia de ser agradecido, 

saber discernir 

y tomar buenas decisiones


    1.     MEMORIA AGRADECIDAponderando cómo me ha visitado y el deseo de seguirlo”

Vamos a recordar paso a paso lo que vivimos hoy:… recordá lugares, personas, hechos, sentimientos, qué se movió en mí…

¿Cómo me he sentido en estas cosas que recuerdo? Marca dónde hubo alegría, paz, mayor gusto, pasión, disfrute (consolación), y dónde lo contrario (desolación). ¿Dónde siento que no pasó nada?… ¿dónde percibo el Buen Espíritu? ¿descubro momentos en que me dejé llevar por el Mal Espíritu?

Considerar cómo Jesús estuvo caminando conmigo en todo momento (Cfr. discípulos de Emaús). Me pregunto:


Después de recordar lo vivido, mirar a Jesús que me invita a ser su amigo y a ofrecer mi amistad a todos los demás. Y trato de identificar mis actitudes con los demás, si cumplo con el “ser con y para los demás”. ¿Qué me hizo relacionarme abiertamente y qué me cerró a los demás?

Me pregunto: ¿En qué actitudes del día Jesús me sentí parecido/a un poquito más a Él? ¿Qué me llevó a amar más y a servir/ayudar a los demás? ¿qué aprendo?...


Motivar a dar gracias. Doy gracias por lo vivido, por lo que Dios me quiso fortalecer, enseñar, orientar, hacer crecer en mi acercarme a los demás, a vivir en amistad, fraternidad.


    2.    PEDIR PERDÓN Dejarme abrazar por el amor de Dios”

De todo esto que viví ¿en qué siento que deseo ser perdonado?, ¿qué necesito que se reconcilie en este día? Con tus palabras pedile perdón a Jesús.


3. TOMO UNA DECISIÓN “Señor, qué quieres de mí”

     Le digo a Dios lo que me brota al reconocer internamente este día y su acción en mi vida.¿En qué le pido fuerzas a Dios para seguirlo?

     Con mis palabras hablo con el Señor manifestando las decisiones que me surgen.



Rezar el Tomad Señor y recibid

Señal de la cruz.




SECUNDARIA                                    4to año    /5    FICHA b


a.- PRESENCIA DE DIOS

Cierro los ojos. Respiro profundamente. Busco hacer silencio con todo mi cuerpo. Me presento a Jesús con todo lo que soy. Hago la señal de la cruz.


b.- PETICIÓN

Motivar este momento orante reflexionando con los chicos el sentido de la petición. Nos cuesta ser agradecidos, vivir con lucidez discerniendo, y nos cuesta tomar decisiones con consciencia, por eso le pedimos a Dios que nos ayude, que nos dé la gracia. 

Señor, Dame la gracia de ser agradecido, 

saber discernir 

y tomar buenas decisiones


    3.     MEMORIA AGRADECIDAponderando cómo me ha visitado y el deseo de seguirlo”

    4.    MEMORIA AGRADECIDAponderando cómo me ha visitado y el deseo de seguirlo”

Vamos a recordar paso a paso lo que vivimos hoy:… recordá lugares, personas, hechos, sentimientos, qué se movió en mí…

¿Cómo me he sentido en estas cosas que recuerdo? Marca dónde hubo alegría, paz, mayor gusto, pasión, disfrute (consolación), y dónde lo contrario (desolación). ¿Dónde siento que no pasó nada?… ¿dónde percibo el Buen Espíritu? ¿descubro momentos en que me dejé llevar por el Mal Espíritu?

Considerar cómo Jesús estuvo caminando conmigo en todo momento (Cfr. discípulos de Emaús). Me pregunto:


Mirando a Jesús que todo lo que hace y siente está movido por el amor (Espíritu Santo, el Buen Espíritu), trato de identificar ¿Qué opciones diarias siento que me acercan más a su amor y al de los demás y qué opciones me gustaría abandonar porque me alejan de los demás y de Él?(Mal Espíritu).


Me pregunto: ¿En qué actitudes del día Jesús me sentí parecido/a un poquito más a Él? ¿Qué me llevó a amar más y a servir/ayudar a los demás? ¿qué aprendo?...


Motivar a dar gracias. Doy gracias por lo vivido, por lo que Dios me quiso fortalecer, enseñar, orientar, hacer crecer en mi determinación.


    5.    PEDIR PERDÓN Dejarme abrazar por el amor de Dios”

De todo esto que viví ¿en qué siento que deseo ser perdonado?, ¿qué necesito que se reconcilie en este día? Con tus palabras pedile perdón a Jesús.


3- TOMO UNA DECISIÓN “Señor, qué quieres de mí”

Le digo a Dios lo que me brota al reconocer internamente este día y su acción en mi vida.

¿En qué le pido fuerzas a Dios para seguirlo?

Con mis palabras hablo con el Señor manifestando las decisiones que me surgen.





Rezar el Tomad Señor y recibid

Señal de la cruz.

Bajar

5to año

SECUNDARIA                                        5to año    


a.- Presencia de Dios 

Me calmo. Bajo un poco. Respiro un rato. Busco hacer silencio. Me presento a Jesús libremente.Hago la señal de la cruz.


b.- Petición

Motivar este momento orante conversando con los chicos el sentido de la petición. Motivar a que toda su vida pidan esta gracia, como don de sabiduría:

Señor, Dame la gracia de ser agradecido, 

saber discernir 

y tomar buenas decisiones


    1.     MEMORIA AGRADECIDAponderando cómo me ha visitado y el deseo de seguirlo”

Reviso desde que me levanté hasta ahora (o el tiempo que se quiere examinar, por ejemplo, a través de mis redes sociales e interacciones a lo largo del día. O a través de las personas, acciones y tareas que tuve. ¿Qué recuerdos me vienen? ¿Qué he hecho hoy? Considerar cómo Jesús estuvo caminando conmigo en todo momento. Hago memoria y puedo anotar.


Después de muchos años de hacer el examen, es probable que los chicos ya tengan un hábito y un modo personal de hacerlo. Por eso, hay que dar pocas consignas.


Otras consignas que se pueden proponer a lo largo del año (de a una):

    •    Trato de identificar ¿Qué situaciones me consolaron y cuáles me desolaron? ¿Paz o inquietud?

    •    ¿Dónde me movió el Buen Espíritu y dónde el Malo? 

    •    Trato de identificar los sentimientos de gratitud o el espíritu quejoso que me han surgido.

    •    ¿Dónde siento más movimientos internos? ¿A dónde me conducen?

    •    Puedo reflexionar valorando lo importante de lo que viví, e identificar ¿dónde experimenté más dificultad, por qué?

    •    ¿Qué siento que estoy aprendiendo para mi vida?

    •    ¿Qué título le podría a este tiempo?


Motivar a dar gracias. Doy gracias por lo vivido, por lo que Dios me quiso fortalecer, enseñar, orientar, hacer crecer en mi determinación.


    2.    PEDIR PERDÓN Dejarme abrazar por el amor de Dios”

¿Hay algo de este tiempo de lo que deseo pedir perdón, o perdonarme, o que alguien me pida perdón?

Completa la frase: quisiera reconciliarme con…


3. TOMO UNA DECISIÓN “Señor, qué quieres de mí”

¿Cómo lo que puedo reconocer de Dios en este día está en sintonía con que lo sueño para mi vida y los de mi entorno?

¿Hacia dónde siento que tengo que caminar para ir tras el sueño de Dios para mí, para nosotros?

Con mis palabras hablo con el Señor manifestando las decisiones que me surgen.





Rezar el Tomad Señor y recibid

Señal de la cruz.


Bajar